7/6/2010

NANA VIEJA

NANA VIEJA
Margaret Wild
Ilustraciones de Ron Brooks
Ediciones Ekaré, 2003


Este libro trata de: Amor, muerte, sentimientos, relaciones familiares
Propuesta de clasificación documental: AZUL/835
Propuesta de signatura topográfica: AZUL/835/WIL/nan

Tras la lectura de este tierno y nostálgico álbum ilustrado, podríamos reflexionar acerca de aquellos momentos entrañables que hemos compartido con nuestros seres queridos que ya no están con nosotros.
Dos son las protagonistas de esta historia: Nana Vieja y Chanchita. La autora nos cuenta cómo transcurren los días en las vidas de estas cerditas. Nieta y abuela comparten los quehaceres diarios y rutinarios con mensajes y consejos de trasfondo de una anciana cerdita a su joven nieta.
El encanto de la historia consiste en la manera en la que se trata “ese viaje” que no tiene retorno. Al leer el libro nos embargamos de nostalgia pero al mismo tiempo de amor y de dulzura al compartir, de su mano, los últimos días de Nana Vieja.
Las ilustraciones, al igual que la historia, gozan de una delicadeza extraordinaria en cuanto a las texturas, colores, profundidad en los paisajes…
La autora de este álbum ilustrado es Margaret Wild, reconocida autora australiana de literatura infantil. Sus cuentos exploran emociones y relaciones complejas de una manera sencilla pero significativa. Ha escrito más de cuarenta libros a través de los cuales explora el universo afectivo y, particularmente, temas vinculados a la identidad, la confianza y la muerte. Entre sus títulos más destacados encontramos Zorro, Nana Vieja, La casa de Narciso, ¡Beso, Beso!
Ron Brooks, por la excelencia de sus ilustraciones, ha recibido en dos ocasiones el premio del “Children´s Book Council” de Australia al mejor álbum para niños. Los libros que ha creado con Margaret Wild, entre los que figura Nana Vieja, han sido publicados con éxito en varios países.

Noelia


Este libro trata de explicar algo tan natural como es el ciclo de la vida, de una manera sencilla y exenta de dramatismos.
Nana Vieja y su nieta Chanchita viven juntas y comparten la casa, los trabajos y la alegría de vivir en un sitio lleno de naturaleza, hasta que un día, Nana Vieja presiente que su muerte se acerca y siente la necesidad de prepararse para ella. Pone sus cosas en orden y le pide a su nieta que le acompañe a despedirse de todo aquello que la ha hecho feliz: el atardecer sobre el lago, el brillo de las hojas… Inmediatamente nos vemos transportados a los maravillosos paisajes de pinceladas impresionistas con los que el ilustrador Ron Brooks nos deleita y que son un complemento imprescindible para transmitirnos la serenidad necesaria ente la muerte.
Margaret Wild nos ofrece un modelo para enfrentarnos a nuestros miedos y aceptar y poder responder a cuestiones sobre la muerte con madurez y valentía.

Pilar

1 comentario:

  1. me encanta este libro en especial por que trata la muerte de un se querido en una parte positiva de la vida con la cual no todos llegan a verla

    ResponderEliminar